Facebook Twitter Google +1     Admin

Sin norte ni horizonte

20070709121926-t-g.jpg

La apocalipsis del medio ambiente y su consecuencia más actual, el brutal cambio de las condiciones climáticas en nuestro pobre planeta, me llevan a concluir que el egoísmo cortoplacista de las clases dominantes y sus siervos políticos, representados en cuanto foro internacional existe, no tiene limites. Gränslös, como se dice en sueco. Palabra cuya fisiología, acústica y evolución histórica la encuentro algo más apropiada en este contexto de martirio a la naturaleza que estamos sobreviviendo. Será porque la concepción sueca de respeto a la vida es justamente asi, gränslös. 

Y pedirle a los señores de cuello y corbata que deciden por nosotros, o a los barónes fofos que rigen los asuntos económicos de pobres naciones secuestradas a sus pies que piensen en generaciónes venideras, es como tratar de hacer pasar un tren por el hoyo de un cerco de alambre. O como un ingenuo viaje hacia el sol.      

 



Cartas al autor

Comentarios » Ir a formulario



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris