Facebook Twitter Google +1     Admin

Las damas primero?

20070721234307-extravagancia.jpg

”Las damas tienen preferencia!”, dije con algo de galanteria exagerada y sostuve la pesada puerta de entrada en una estación del Metro de Estocolmo, para permitirle la pasada a una dama de mucho pondus, falda larga y ceniza en el pelo. Pero en vez de agradecer tan caballeroso gesto de mi parte, clavó sus ojos en mi y noté cierta agresividad en su mirada. Cuál fue el error?, pensé y la respuesta la obtuve de inmediáto.

”Eso de las mujeres primero, no lo acepto!” me dijo la dama en cuestión y como balas saliendo de metralleta, acribilló mis intenciones de gentleman frustrado.

”Porque la historia es asi!”, dijo y agregó como repitiendo una lección aprendida de memoria:

”Cuando los seres humanos vivian en las cavernas, se trasladaban de vivienda en vivienda en busca de mejores condiciones de vida. Y cuando encontraban una caverna, hacian entrar a las mujeres primero!” Hizo una corta pausa, respiró profundo y continuó. ”Y aqui viene lo importante de esta historia. Si las mujeres no salian, seguian en busca de otra caverna, porque significaba que habian sido devoradas por alguna bestia carnivora! Y si salian, pues se quedaban a vivir alli, porque era una muestra que nadia habitaba alli. Me entiendes!? Gritó en mi oido sano y agregó ya fuera de si: ”Conque no me vengas a mi con eso de ’las mujeres primero!’ porque eso no son más que reminiscencias de un pasado que aun se prolonga en nuestras vidas!”

 

Solté la pesada puerta y con las orejas agachadas y la cola entre las piernas, cual perro apaleado, me retiré sin decir nada. Y eso de a buen entendedor pocas palabras, se materializó con toda su crudez, en el mismo instánte de esta reflexión.



Cartas al autor

Comentarios » Ir a formulario



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris